Parque Sur estiró su buen inicio en la Liga Argentina

0
14

En un partido durísimo para los locales, Parque Sur le ganó a Racing de Chivilcoy 78 a 68 en el Gigante. De esta manera, los Sureños sumaron su cuarta victoria en la Liga Argentina de Básquetbol sobre cinco presentaciones.

Lo ganó merecidamente Parque ante un rival que siempre lo incomodó pese a sus tres partidos en un par de días en suelo entrerriano.

Con un gran arranque de Mateo Battistino, Parque Sur ganó los primeros 10 minutos 27 a 19 en un lindo partido que disfrutó una muy buena cantidad de público en el sur uruguayense.

Otra muy buena noche del extranjero Joshua Morris, que venía de anotar 27 puntos la noche previa para ganar en el Paccagnella, y los bombazos, sobre todo de Bruno Pallotti -el goleador del partido con 18 puntos- eran parte de los atributos de un buen equipo racinguista, que ganó el segundo parcial de un bajo score: 16 a 14.

Parque Sur se fue arriba 41 a 35 al descanso largo. Si bien dominaba el tablero, Racing siempre le exigió y le discutió el encuentro. Volvió a tener una buena noche, y ya son varias, el juvenil Gervasio Guelache, de notable crecimiento y confianza respecto al torneo anterior. Junto a Battistino anotaron 17 puntos cada uno y fueron los máximos goleadores del equipo.

Si hubo un cuarto en la Liga que Parque Sur jugó decididamente mal fue el tercero ante Racing. No le salió casi nada, se quedó sin gol, sus extranjeros no pesaban en el partido y Racing pasó al frente tras ganarlo 12-19. Otro buen partido de Acuña -13 tantos- y el valorable aporte de los dos Barrales, Alejo y Santiago, junto a Aristu -8 tantos- hicieron que Racing sacara la máxima en el algún momento del parcial y terminara arriba apenas 54 a 53.

Parque Sur tardó un minuto del último cuarto para poner el inodoro en el baño y la heladera en el comedor. Fue Agustín Richard -13 puntos- el que clavó un bombazo y robó una bola para anotar una bandeja. El Gigante se puso de pie y Parque Sur volvió a encarrilar el juego, aprovechando que Morris -14 puntos y 14 rebotes-, entre otros, estaba cargado de faltas. Fue el capitán el que tomó la naranja en el momento caliente de la noche para enderezar el rumbo.

Creció el equipo, sirvió la rotación, mejoró Smith -9 puntos y 10 rebotes- y León Hampton -13 tantos y 10 rebotes- la rompió en los dos canastos: anotando, poniendo a prueba el aro contrario al enterrar la bola varias veces y tapando y bajando rebotes en su pintura. Lugrín, maltrecho con su tobillo, se guardó su primer triple desde la esquina cuando había que bajarle la persiana a la noche y desatar la locura en el Puerto Viejo, para un arranque que sigue siendo prometedor de algo interesante.

Dignísimo Racing, que pese al desgaste de la noche previa ante Rocamora, batalló hasta los últimos minutos del último cuarto para abandonar suelo entrerriano perdiendo por 10 y jugando un buen los básquet.

A Parque Sur le da tranquilidad su inicio, sus triunfos, los pasajes de Battistino y Guelache anoche, lo que provoca su capitán Richard cuando hay que sacar la cara por el equipo y siempre algún cuarto de Hampton. Pero muestra que no tiene figuras y que son varios los que van rotando sus buenos juegos a medida que amanece la Liga. El conjunto de sus méritos sacaron adelante un partido chivo, que en el tercer cuarto lo tenía complicado. El miércoles recibirá al Lobo platense, en otro lindo duelo para ver. Hasta ahora ilusiona a todos este arranque.