Tomás de Rocamora despidió la temporada

El "Rojo" de Concepción del Uruguay llevó adelante una cena con jugadores, cuerpo técnico y dirigentes a modo de despedida de la campaña 2016/2017 del Torneo Nacional de Ascenso. "Hubo golpes duros pero no nos traicionamos a nosotros", expresó el entrenador Juan Manuel Varas.

0
310

Una cena en el quincho del club sirvió para bajar la cortina a la presente temporada del TNA. El plantel de Tomás de Rocamora tuvo un último encuentro, donde sobrevoló el dolor de la eliminación y la manera en que se dio pero, fundamentalmente, se valoró todo lo bueno que hizo hasta el último partido. Hablaron los dirigentes, también el entrenador Juan Manuel Varas y la mayoría de los jugadores. Una linda manera de cerrar un año que tuvo algunos sinsabores y también muchas alegrías.

Nunca es fácil tener que hablar a pocos días de que se produzca una eliminación. El primero en romper el hielo fue el secretario del club, Santiago Losada, quien además preside la Subcomisión de TNA. “Siempre hemos tratado de hacer esto, de despedir un plantel y agradecerles el esfuerzo que han hecho por nuestro club. Para nosotros también el esfuerzo es muy grande y muchas veces agotador, pero todo lo hacemos para que el plantel esté lo mejor posible aunque sabemos que no es el ideal”, dijo al principio.

“Sí tenemos la certeza que esta es la manera, que no vamos a cambiar nuestro rumbo; nuestra línea está muy clara y enfocada en lo que queremos hacer. Eso es la convivencia, el buen trato, los proyectos a largo plazo, la tranquilidad del trabajo; al igual que la exigencia, que lo hicimos cuando creímos que fue necesario. Quedó claro que se podía y obviamente que estamos igual de dolidos y angustiados que ustedes”, agregó el dirigente, quien también tuvo palabras para los juveniles en el cierre de su alocución.

“Sí tenemos la certeza que esta es la manera, que no vamos a cambiar nuestro rumbo; nuestra línea está muy clara y enfocada en lo que queremos hacer», Juan M. Varas (Entrenador)

A continuación habló el coach Juan Varas. “Yo tengo que mirar otro plano, así como a los dirigentes les interesa lo que pasa fuera del parqué, como entrenador siento que se brindaron como pretendía que lo hicieran en una instancia final; no solo los que jugaron 40 minutos sino también los que lo hicieron menos, y quienes nos pusimos al hombro el viaje y el playoff. Prefiero morir así, sabiendo que estamos más cerca de lo que queríamos ya que quisimos llegar a esta instancia plenos y lo logramos”, afirmó el entrenador.

Varas, quien reemplazó a Cristian Santander en el inicio de la Segunda Fase, dijo además: “Sabemos que las cosas no pasan por azar y que es muy difícil formar algo compacto, unido; con un mismo ideal. Acá somos diferentes personas y cada uno puede tener su objetivo personal por encima del grupal y, por suerte, acá eso no existió; no hubo que hacer ningún llamado de atención. Las cosas suceden por algo y prefiero esto, estar muy cerca de lo que buscábamos. Hubo golpes duros pero no nos traicionamos a nosotros”.

A los jugadores les costó animarse a hablar pero poco a poco se soltaron y lo fueron haciendo. “Quiero dar las gracias por haberme dejado ser otra vez parte del club, espero haber sido un buen capitán (risas)… y que tanto los compañeros como el cuerpo técnico se hayan llevado algo. Me sentí muy contento de haber formado parte de este grupo de jugadores, donde todos queríamos seguir como sea y peleamos todos juntos por eso. No se nos dio pero tenemos que remarcar lo otro, lo extradeportivo”, afirmó Matías Cuello.

“Comparto lo que se dijo antes, por 30 segundos no se dio esta temporada alcanzar el objetivo de llegar a los Cuartos de Final pero de una manera u otra el trabajo, compromiso y buena onda de todos ayudó a que se siga creciendo. No tengo dudas que esto el día de mañana se logrará”, aseguró por su lado el interno Leandro Podestá, quien además agradeció a sus compañeros por haberlo ayudado a terminar dentro de los jugadores con mejor porcentajes de dobles en la temporada.

Ignacio Davico, quien cumplió su tercera temporada en el club, remarcó: “Quiero agradecer a mis compañeros y al cuerpo técnico, he aprendido muchas cosas de ustedes; en el juego y en lo personal. No pasamos el playoff pero logramos el objetivo de armar un muy buen grupo. Todos queríamos seguir, nadie estaba pensando en irse; Trelew era el objetivo, por la ambición deportiva y porque la estábamos pasando realmente bien. También le agradezco a los dirigentes, como a Cristian y Juan por elegirme”.

A su turno, Juan Luis Abeiro dejó lo suyo. “Yo también agradezco la confianza que tuvieron y el apoyo que me dieron dentro de la cancha. Estuve poco tiempo pero esto es lo bueno que tiene el básquet, vi un gran grupo; un equipo que le podía ganar a cualquiera y estoy muy caliente por lo que pasó. Solo espero que si alguna vez juego en contra no me puteen…”, soltó entre risas el jugador que llegó para reemplazar al lesionado Antwan Space. Luego llegó la foto final y la despedida, la que se sintió injusta y anticipada.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here